COLABORACIONES
::.:: Crónica ::.::
 
 
El Drogas
08/02/2020 Colaborador: Black Izar
Escenario Santander Texto: Txutxy Cano
Santander (Cantabria) Fotos: Jorge Palacios @insonoro
 
 
Comentarios
[ 41 ] fotos ::..:: Las puedes ver a modo listado a la derecha o en carrusel una a una, abajo
 
 
www.insonoro.com

Otra noche más que se amontonaban los conciertos en nuestra comunidad, alguno de los cuales me dolió mucho perderme, pero es que la cita era con un grande de la música estatal, con 4 décadas sobre los escenarios y con una trayectoria musical intachable: Enrique Villarreal Armendáriz “El Drogas”.

Como casi todo el mundo sabe, estamos ante un artista muy activo, que, al margen de su brillante pasado en Barricada, ha formado otros proyectos donde desplegar sus inquietudes, como fue el caso de Txarrena y de La Venganza de la Abuela, ambos siendo aún integrante de la popular formación, para, tras su salida, emprender esta carrera en solitario, habiendo publicado dos discos de estudio como El Drogas, además de uno acústico, un Ep y un directo con muchos y conocidos invitados, sin olvidar su faceta de escritor.

Sin duda estamos ante una persona muy entera, que podía estar viviendo de canciones pretéritas, la cuales también tienen presencia en su repertorio, pero que, por el contrario, ha publicado dos extensos discos: el primero “Demasiado tonto en la corteza” uno triple editado en 2013 y el pasado año salía el quíntuple “Solo quiero brujas en esta noche sin compaña”; cómo podemos ver, no se conforma con poca cosa y para mayor mérito, cada parte de ambos trabajos cuenta con un estilo diferenciado.

Lógicamente, El Drogas, que en su aventura en solitario se dedica a cantar y ocasionalmente a tocar la guitarra, está arropado por una banda de primera categoría, integrada por Txus Maraví en las guitarras, Eugenio Aristu “Flako” como bajista y Brigi Duque a la batería, los mismos que estaban en la última formación de Txarrena y con los que ha formado un bloque muy sólido.

Como era de esperar, esta visita de El Drogas al Escenario Santander había despertado mucho interés entre los seguidores rockeros cántabros y, como se preveía, el local se llenó hasta los topes de un público, que  no sólo quería escuchar los clásicos de la banda con la que se dio a conocer, sino también los temas de estos trabajos en solitario, difíciles de encajar de primeras pero que acaban calando a medida que les das un par de escuchas.

Y así, con absoluta puntualidad, comenzaba la actuación, saliendo primero el propio líder de la banda, que se sentó a tocar el piano, ubicado a la izquierda del escenario desde la perspectiva del espectador, para interpretar “Tienes dos manos”, el corte con el que también comienza su actual disco y que corresponde a la parte llamada “Timbre acústico”, con el resto de los músicos incorporándose de manera escalonada, ocupándose Flako de tocar el contrabajo y de los coros.

  
El Drogas
 

Desde este primer tema la gente ovacionó al grupo, cogiendo ahora El Drogas una guitara acústica y, siguiendo el orden del disco, interpretar “Al salir la luz”, un tema sosegado y tranquilo pero que fue muy cantado por los presentes, siendo unido con “Sin lámpara”, otro de los cortes que están englobados en este primer bloque de su último trabajo, creciendo en intensidad tanto la pieza como el concierto.

Sin dejar este quíntuple trabajo, pasábamos ahora al tercer bloque, el llamado “Tiempo canalla y de bullanga”, que se abre con “La mala suerte”, en donde ya Flako dejó el contrabajo y El Drogas su acústica, para llevarnos por un sonido más americano, más guitarrero, que hizo que la gente reaccionase aún más, siguiendo en dicho disco con la pieza “Con ridículo sombrero”, que cuenta con una potente sección rítmica y en donde se vio al vocalista cantar con mucha más fuerza.

No querían que aquello decayese y por ello los cortes se iban enlazando unos con otros, siendo el momento de, como en ese tercer disco de su último obra, “Nácar blanco y granate”, con ese sonido muy blues y que iba cogiendo intensidad a medida que va avanzando, para pasar al segundo bloque, el llamado “Europa (Timbre oxidado)”, el más cañero de los 5 y que se inicia con ese “Intoxicación”, que comienza de manera muy tranquila para repentinamente romper y ofrecernos un tema que es como un puñetazo en toda la cara, muy duro e intenso.

Siguiendo el orden de ese segundo bloque, llegaba el momento de “Pena de muerte”, que es casi una continuación, no tan dura como la anterior, pero manteniendo la intensidad, igual que la que le sigue en dicho trabajo, la genial “Aquí no tienen nombre”, muy cantada por los presentes y que habla sobre la matanza de El Tarajal, de la que unos días antes se habían cumplido 6 años y de la que, como pasa siempre en este país, todo el mundo se lavó las manos.

Sin dejar este bloque de su actual referencia y sin abandonar el orden, era el momento de que la batería de Brigi nos diese paso a “Besos de asco”, otro gran tema de esta parte, la que primero nos puede entrar al escucharlo, muy pegadizo, para que fuese ahora la guitarra la que nos adentrase en “Se termina ya”, algo más relajada que las precedentes, pero sin que la intensidad del concierto decayese.

En este momento del concierto fue cuando El Drogas nos saludó y presentó como iba a ser el concierto, de casi 3 horas, pasando ahora a recordar temas de otros trabajos, como aquella primera obra completa en solitario, el triple “Demasiado tonto en la corteza” cuyo segundo disco, el titulado “Matxinada”, hablaba de ciertos personajes de la vida política de nuestro estado, aunque, como ellos mismos nos dijeron, ahora podía hacerlo sobre otros, comenzando este bloque cono “Peineta y mantilla”, una de mis preferidas de dicho álbum, siendo unida, como en dicho plástico, con “Come elefantes”, esa crítica a la monarquía tan bien hecha.

  
El Drogas
 

Y llegaba uno de los momentos más esperados por la mayoría de los presentes, y es cuando viajamos en el tiempo hacia 1986, fecha en la que Barricada publicaban aquél “No hay tregua”, cuyo tema título hizo que todo el mundo la corease, con El Drogas acercando el micrófono para que la gente la cantase, para pasar de una mítica a otra igual de mitica, siendo el turno de “En la silla eléctrica”, que abría aquel primer trabajo de los Barri llamado “Noche de rock and roll” de 1983, y que puso a botar a toda la sala, concluyendo su cantante con el ya habitual “ a gusto”.

No quiso tampoco dejar de lado su proyecto Txarrena, de alguna manera predecesor de esta aventura en solitario, que en el año 2011 editó un disco llamado “Azulejo frío”, que incluía cortes como la guitarrera “Algunas cosas por terminar” o ese ya clásico de su trayectoria llamado “Así”, viéndose el buen recibimiento que estos cortes tienen entre sus seguidores, aprovechando Txus para lucirse a la guitarra.

Aunque también apareció en un disco de Txarrena, concretamente en su debut homónimo del año 1992, “Frío” es un clásico del rock estatal de los Alarma, con el que hicieron cantar a un público totalmente entregado, antes de pedirnos que no olvidemos quienes han sido nuestros referentes, siendo el turno de la emotiva “Cordones de mimbre”, la cual estaba presente en su triple trabajo en solitario de hace 7 años, concretamente en la sección “Alzheimer”, un corte que te pone los pelos de punta.

Como ellos mismos nos anunciaron, llegaba el momento de otro bloque de temas nuevos, vacilando sobre el riesgo que tiene hacerlo por si se equivocaban, comenzando  con “Solo es febrero”, recuperando el tercer disco de su nueva obra con ese inquietante ritmo, para seguir, como en dicho álbum, con “La mujer del aguacero”, que relajó un poco el ambiente después de la caña previa, pero sin que el concierto decayese.

De nuevo El Drogas se enfundó la guitarra acústica y es que era el turno de viajar “Por caminos imposibles”, con Flako al contrabajo, otra de su actual obra pero perteneciente al primer disco, habiendo confeccionado un repertorio con muchos contrastes paulatinos de intensidades, como se pudo comprobar con “¿Por qué?”, invirtiendo el orden en el que aparecen en el citado trabajo, para la que se acompañó de una armónica, mientras Txus tocaba la guitarra sentado y de manera horizontal, dándolo un sonido muy especial a su instrumento.

Con El Drogas sentado de nuevo al piano, Flako dio comienzo a “Reír tu boca”, una muy tranquila canción de ese mismo disco de su última obra, para pasar al tercero de este mismo trabajo con “Gota a gota”, que comenzó de manera relajada, con Brigi de pie junto a su batería mientras acompañaba con su voz en determinadas partes de la misma, con ese aire melancólico que posee la citada pieza.

Hora de incendiar un poco más aquello y regresar al segundo de los 5 discos que venían presentando, siendo el momento de “Con pinturas de guerra”, con el bajo sustituyendo al contrabajo y dando inició al tema, recuperando las guitarras y la intensidad, siendo muy pegadizo, para, sin dejar el orden en que aparecen, interpretar “Mientras arde tu país (Europa callada)”, una potente canción que refleja la vergüenza con la que el mundo occidental trata a los países con problemas.

No había pausa alguna y las canciones se seguían sucediendo como allí aparecen, siendo el turno de “A cara o cruz”, una de las más pegadizas de esta obra, para continuar con “Cinco cuchillos”, tocada a toda velocidad y con mucha contundencia por la banda, siendo una pieza corta y directa.

  
El Drogas
 

El Drogas nos anunció que la siguiente podía ser perfectamente de ese bloque, pese a que fue compuesta hace ya mucho tiempo, concretamente en 1992 y es que llegaba el turno de “Oveja negra” de aquel exitoso disco de Barricada llamado “Balas Blancas”, muy cantado y celebrado por la gente, recordándonos que siempre hay que ser una oveja negra.

En este punto del concierto era el momento de recuperar la canción con la que abrían su primer disco en solitario, aquel triple de hace 7 años, ese “En punto muerto”, que ya es un clásico y que fue muy cantada, antes de volver a su más actual obra, concretamente a su “Timbre canalla y de bullanga”, con la guitarrera “Ya podemos irnos”, confirmando que se encaraba la recta final de su actuación.

A las anteriores la siguió ese clásico de los Barricada llamado “La hora del carnaval” y que aparecía en si mítico disco “Rojo” de 1988, que se inició de manera algo más ralentizada y que fue muy celebrada cuando fue reconocida, como también lo sería “Todos mirando”, justamente del álbum anterior del desaparecido grupo “No sé qué hacer contigo” de un año atrás, que fue cantada por la gente con devoción.

Tras mostrarse encantados de lo que estábamos viviendo, llegaba lo último que escucharíamos esta noche de su actual disco, “Hacha y tiza”,  de su terecer bloque, para la que El Drogas se sentó al piano, apareciendo también el contrabajo, siendo un corte tranquilo pero con mucha intensidad, marchándose primero el cantante y luego uno a uno todos los demás.

Lógicamente, todos sabíamos que aún faltaba más, pero, por si acaso, la gente no dejó de  reclamar su vuelta, comenzando los bises por la muy conocida “Animal caliente”, del disco de 1988 del que hablamos antes, con la gente coreándola y el vocalista ofreciendo el micro para que lo hiciesen, para seguir con un homenaje a los ya hace mucho tiempo desaparecidos Cicatriz con ese “Aprieta el gatillo”, que fue cantada con muchas ganas por todos los presentes.

Con el vocalista bajando a cantar al foso, llegaba el momento de la genial “Barrio conflictivo”, que daba nombre al segundo disco de Barricada allá por 1985, con la gente arremolinándose en las primeras filas, antes de que llegará el turno de la en su momento censurada “Bahía de Pasaia”, escrita para su trabajo de 1987 y que siempre en muy celebrada en sus conciertos.

La guitarra de Txus dio paso a “Empujo pa'kí” que abría el primer disco de Txarrena, allá por 1992, con El Drogas pidiendo a cada sector de la sala que diese las palmas de una manera diferente, muy cantada por los presentes, como también los seria aquel “Víctima”, que apareció en el álbum de Barricada “Acción directa”, del 2000, y que es uno de los últimos clásicos que nos dejó la extinta banda.

  
El Drogas
 

Ya enfilando la última recta del concierto, llegaba el turno del popular “Azulejo frío”, que daba nombre al segundo trabajo de Txarrena, siempre muy celebrada, tras la que El Drogas nos dijo sentirse muy a gusto, deseándonos que las brujas nos fuesen propicias y presentando a los músicos, con un breve solo de batería a cargo de Brigi, con la colaboración de el propio vocalista, antes de despedirse con su clásico “En blanco y negro”, de aquel disco de Barricada llamado “Por instinto” de 1991, con el lógico desfase de la gente que dejo allí sus últimas fuerzas.

Y así, tras casi 2 horas y 50 minutos, acababa la actuación de El Drogas y su banda, dejándonos un gran concierto donde supieron recorrer toda la trayectoria del protagonistas, sabiendo compaginar partes más relajadas con otras más cañeras pero sin que en ningún momento, al menos para mí, el concierto decayese y haciéndolo muy ameno.

El peso de su actual disco está más que justificada, ya que es una magna obra, y eso ha provocado que se hayan tenido que sacrificar canciones de otros trabajo, tanto en solitario como de las bandas en las que he militado, pero, aunque siempre se pueden echar en falta temas de una trayectoria tan dilatada como la del navarro, bajo mi punto de vista ninguna sobraba en este concierto.

Es un disco denso, este quíntuple “Solo quiero brujas en esta noche sin compaña”, pero sólo hay que escucharlo con paciencia para darnos cuenta de la calidad  de esta excelsa obra.

En definitiva, conciertazo de El Drogas esta noche, que supieron darlo todo sobre las tablas, sin que la interpretación y la ejecución de los temas decayese en ningún momento.

¡De lo mejor desde hace tiempo!

www.eldrogas.com
www.facebook.com/Eldrogasoficial
www.youtube.com/channel/UCKGku8ixB-UhM5SCF23WfKg

Y tras cambiar impresiones con algunos de los presentes, con opiniones diversas como es habitual, me fui del Escenario Santander muy contento por que dicho recinto se llenase y por haber disfrutado de uno de esos conciertos que serán difíciles de olvidar, al menos para mí.

  
El Drogas
 
 
::.:: Fotos ::.::
 
 
 
El Drogas - Ambiente
 
 
::.:: Comentarios ::.::
 
 
comments powered by Disqus
..:: Listado Fotos
 
 
  
 
 
  
 
 
  
 
 
..:: Crónicas
 
 
  
30/05/2020 - Museo Etnográfico de Cantabria
Muriedas (Cantabria)
 
 
  
03/03/2020 - Sala Luz de Gas
Barcelona (Barcelona)
 
 
  
07/03/2020 - Sala Mon Live
Madrid (Madrid)
 
 
  
10/03/2020 - Espacio Creativo J.M. Illera
Torrelavega (Cantabria)
 
 
  
28/02/2020 - Sala Azkena
Bilbao (Bizkaia)
 
 
  
07/03/2020 - La Cantábrica
El Astillero (Cantabria)
 
 
  
06/03/2020 - Sala Shoko
Madrid (Madrid)
 
 
  
05/03/2020 - Sala Galileo Galilei
Madrid (Madrid)
 
 
  
06/03/2020 - Rock Beer The New
Santander (Cantabria)
 
 
  
06/03/2020 - Escenario Santander
Santander (Cantabria)
 
 
  
29/02/2020 - A.C. Bancos de Atrás Unquera
Unquera (Cantabria)
 
 
  
28/02/2020 - Sala Independance
Madrid (Madrid)
 
 
  
29/02/2020 - Sa la La Riviera
Madrid (Madrid)
 
 
  
28/02/2020 - Sala Porta Caeli
Valladolid (Valladolid)
 
 
  
29/02/2020 - The Garage
Vitoria-Gasteiz (Araba)
 
 
 
     
 
  
Insonoro.com, desde 2003
  
Insonoro.com Navega Busca Colabora Usuarios
              
    Contacto     Noticias     Salas de conciertos     Noticias     Facebook
    Tienda     Crónicas de conciertos     Agenda, conciertos     Conciertos     Twitter
    Publicidad     Reseñas de discos     Búsqueda general       Salas de conciertos     Instagram
    Logos     Entrevistas         Youtube - Canal nacional
    Licencia CreativeCommons     Rumiaciones          Youtube - Canal internacional
    RSS - Noticias     Canciones           Youtube - Canal entrevistas
      Videos         Vimeo
      Tinta & Decibelios           iGoogle
      Girls to the Stage!      
       Fotos finales