COLABORACIONES
 Reseña
 
Zaborra "Viejos y Enfadados"
  08/06/2021     
  Txutxy Cano
 
Siempre son interesantes estos proyectos que surgen sin más pretensión que juntarse unos colegas y pasar un buen rato haciendo música, proyectos que poco a poco van creciendo hasta llegar a algo más que estar en el local de ensayo y se empiezan a dar conciertos, a grabar los primeros temas y cuando te quieres dar cuenta ya tienes un disco.
 
Los cántabros Zaborra surgen a finales del 2018 de esta manera, aunque no será hasta unos meses después cuando completen la primera formación, la compuesta por Bertón a la voz, Fabio a la guitarra, Cuéllar al bajo y los coros y Wiki a la batería, conocidos todos de la escena local, y que serán los que graben una maqueta a finales de 2019 con 4 temas que luego irán incluidos en este "Viejos y enfadados" que sale a la venta en octubre del pasado año cuando ya Raúl había entrado como nuevo guitarrista en sustitución de Fabio.
 
Este disco fue grabado en los estudios Moon River de Santander por Fernando Macaya durante enero de 2020, siendo editado por Camigraphic Lab, Producciones Tudancas, Primitive Noise y VZQ, siendo todos los temas compuestos por la banda y con una llamativa portada en versión digipack.
 
El disco contiene 11 cortes pero con una duración total que apenas supera los 20 minutos de duración con su particular estilo, iniciándose con "Fracasar", con esa intro en donde vamos escuchando un fragmento del reportaje del que sacaron el nombre de la banda, enlazando con el sonido de la batería que da paso a toda velocidad a este primer tema, con la voz áspera de Bertón y ese sonido constante de guitarra, siendo arropada la voz con los coros en el estribillo, pasando, después del segundo estribillo, a un cambio de ritmo en que brevemente se relaja, por decirlo de alguna manera, la intensidad, apareciendo de nuevo el estribillo que nos recupera esta fuerza y ese sonido de batería con el que acaba la canción. Un ejemplo de lo que nos encontraremos de aquí en adelante.
 
Sin pausa con la anterior y enlazada por la batería llega el momento de "Viejo punk", esa breve pieza que abría su maqueta de la que antes hablaba y a la que aquí han dado otra vuelta de tuerca, con la guitarra dando comienzo a la misma, surgiendo rápidamente la voz principal de manera directa, con esos coros que refuerzan el título en el estribillo, llegando un breve cambio de ritmo a mitad del corte para luego recuperar ese sonido inicial que irá intensificando hasta el final, sobre todo en la voz. Una de mis preferidas.
 
Otra de las que también estaba en la maqueta era "Secretos", que arranca con una contundente y siniestra guitarra tras la que rápidamente entran con mucha fuerza el resto de instrumentos y la voz, manteniendo un ritmo constante, hasta llegar a ese pegadizo estribillo, como siempre con los coros reforzando el mensaje, tras el que se recupera la parte inicial, con ese sonido oscuro que tiene la pieza, dando paso de nuevo al estribillo, con un ligero parón para que la batería recuperé la intensidad con la que vamos a terminar aunque de manera abrupta. Sin perder la esencia, le dan un aire más oscuro a su música.
 
Seguimos el repaso a este primer disco con "Humanidad muerta", que comienza a toda pastilla, con la guitarra dándole ese sonido sucio y crudo, cambiando el ritmo para darle más potencia al entrar la voz, que escupe una letra bastante apocalíptica, mientras la batería demuestra su enorme calidad, acelerando cada vez más la pieza, cambiando el ritmo en la parte final donde aparecen los coros para reafirmar esas frases premonitorias. Rápida, concisa y por desgracia realista.

Algo más extensa es "Sangre en los ojos", que se inicia con ese sonido de guitarra tan contagioso, mientras la batería va marcando claramente el ritmo, manteniendo ese aire lento y pesado que se vuelve aún más crudo cuando entra la voz de Bertón, remarcando los coros el estribillo, tras el que se recupera ese sonido inicial, intensificándose de nuevo al surgir la voz, mientras la batería sigue sobresaliendo, para reaparece una vez más ese estribillo tan contagioso. Más lenta y pesada que las anteriores y dando un nuevo matiz al estilo de la banda.
 
Llegamos al ecuador de las canciones con otra que ya nos presentaron en su maqueta, "Tienen tu vida", que empieza rápida, con la batería a toda pastilla y la voz de Bertón marcando mas la intensidad de la misma, manteniendo ese sonido inicial sin pocas variaciones hasta que llega ese estribillo, muy bien arropado por los coros, con un ligero cambio de ritmo pero sin perder la contundencia, y repitiendo el estribillo hasta ese final que se vuelve a acelerar. Muy rápida y directa.

Más potente y crudo es el comienzo de "Pasó tu turno", con un sonido lento y cañero y la sección rítmica llevando todo el peso, intensificándose la pieza con la aparición de la voz, cambiando de nuevo el ritmo cuando ésta desparece con un sonido inquietante, recuperando esa intensidad con la nueva presencia de la voz, acelerándose más la canción, llegando a ese estribillo lento y pesado, para decelerarse hasta llegar al final. Oscura y tétrica como la letra que trata y aportando otra perspectiva al sonido de la banda.
 
Llega ahora una dedicada a todas aquellas personas que ponen buena cara a la gente pero luego los critican, llamada "Tragasables", que se inicia con un ritmo contagioso de batería para luego sonar más crudo con la entrada de la guitarra y que se refuerza aún más con la voz principal, manteniendo ese sonido rápido y pegadizo, que solo varía levemente cuando surge la voz, apareciendo un solo de guitarra tras el segundo estribillo, resurgiendo la voz y dando por concluido el corte. Una demostración de que se puede verte toda tu rabia de manera directa y sin muchos rodeos.
 
Vamos ahora con la última pieza que aparecía en su maqueta y que, además es la más corta de todas, "Políticamente correcto", cuya temática enlaza en cierta medida con la anterior, comenzando con ese sonido de batería que resuena por todos los lados, acelerándose más cuando surge la voz principal, para hacer un leve cambio de ritmo y relajar en parte la rapidez de la canción pero manteniendo la intensidad, con Bertón vomitando todo su odio al cantar. Directa y a la yugular.
 
De nuevo es la batería la que da la entrada a "No pasa nada", con la guitarra llevando un ritmo pegadizo y constante, surgiendo la voz con ese mensaje tan crítico hacia la pasividad de la gente, remarcando la letra con ese intenso estribillo acompañado por los coros, recuperando el sonido inicial más lento y constante, para luego volver a endurecerse cuando llega el estribillo que va a acompañarnos con una guitarra más limpia, tras la que la canción se acelera. Una vez más aportando cambios sin salirse de su línea general.
 
Y llegamos al final del disco con "Himno de los perdedores", el tema más extenso del disco y que arranca con un sonido sucio de guitarra, para, tras el grito de Berton, incorporarse el resto de instrumentos, manteniendo un ritmo lento y pesado, que coge algo más de fuerza cuando llega el estribillo, con la siempre importante presencia de los coros, repitiéndose toda la estructura hasta que, tras el segundo estribillo, la canción se acelera y la voz suena aun más agresiva, incrementándose esa velocidad a medida que avanzamos, para de nuevo recuperar ese ritmo inicial y ese estribillo coreable que va a llevarnos hasta el final. Como su propio título indica, un auténtico himno.
 
Y así llegamos al final de este primer trabajo de la formación, que, personalmente, me ha sorprendido gratamente, sobre todo por ese sonido áspero y oscuro, remarcado por la voz de un Berton del que no conocíamos esa faceta suya de cantante pero que le queda muy bien al estilo de la banda.
 
Musicalmente la ejecución de las canciones es irreprochable, reuniendo una buena colección de temas que, dentro de un estilo definido, tienen personalidad y cada una aporta algo al sonido del grupo, sin olvidar esas letras, tan directas y crudas que casan a la perfeccion con la música de la formación.
 
Siempre es agradable recibir este tipo de propuestas y más si son del tipo de la de estos Zaborra, con músicos cuya calidad ya ha quedado corroborada en su dilatada trayectoria, dando como fruto este "Viejos y enfadados", muy recomendable para quienes gusten de sonidos crudos y oscuros.
 
¡Bienvenidos, Zaborra!
 
https://www.facebook.com/putazaborra
https://zaborra.bandcamp.com
 
 Comentarios
comments powered by Disqus